Desaparece el hielo del océano Ártico; 2022 fue el año con el décimo nivel más bajo de la historia

Los satélites de la Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA, por sus siglas en inglés) han captado el comportamiento del océano Ártico desde 1979 y gracias a un mapa animado es posible advertir la progresiva desaparición del hielo en esta región del planeta. En 2022, registró su décimo nivel más bajo de todos los tiempos.

En las últimas cuatro décadas, el hielo del océano Ártico ha presentado variaciones en algunos años en particular, como en 2012 y 2018 cuando presentó niveles alarmantemente bajos con respecto a su comportamiento normal. Esto se debe a las altas temperaturas en las zonas glaciares.

¡2022 es el décimo año con el nivel más bajo de hielo en el Océano Ártico!

Los registros satelitales de la NASA muestran que los últimos 16 años han presentado las extensiones mínimas de hielo más bajas desde que comenzaron las observaciones satelitales. 2022 no fue la excepción y empató los niveles de 2017 y 2018 en el décimo lugar más bajo en 44 años de observaciones.

“Este año marca una continuación de la cubierta de hielo marino muy reducida desde la década de 1980 (…) Eso no es algo que sean variaciones aleatorias o al azar. Representa un cambio fundamental en la capa de hielo en respuesta al aumento de las temperaturas”.

Walt Meier, investigador de hielo marino en el Centro Nacional de Datos de Nieve y Hielo

¿Cómo se ha comportado el hielo del Océano Ártico?

De acuerdo con la NASA, el hielo del Océano Ártico se transforma de acuerdo con las estaciones del año. En invierno se expande y crece hacia afuera, mientras que en verano se contrae hacia adentro mientras se derrite. “El hielo más viejo eventualmente se mueve fuera hacia el Océano Atlántico Norte, donde se derrite”, precisa.

El hielo sale por el estrecho de Fram, lo que significaba un movimiento permanente, así como un crecimiento y envejecimiento constante del agua congelada. También sobrevivía lo suficiente en el verano para reponerse; sin embargo, en años recientes se ha detectado menos reposición.

¿El hielo ártico está desapareciendo? Esto muestra la NASA

La NASA ofrece herramientas para mostrar cómo se ha comportado el hielo del océano Ártico en septiembre desde 1979 hasta 2021, así como una gráfica de cuántos kilómetros cuadrados de hielo marino hay anualmente, dejando en claro cómo su extensión ha disminuido en un lapso de 43 años.

En total, se ha presentado una disminución glaciar del 13% cada década. En 1979 se registraba un promedio de 6.9 millones de kilómetros cuadrados de hielo, mientras que en 2021 se cuentan 4.72 millones de km2, aunque este no ha sido el nivel más bajo, pues en 2012 sólo se dio cuenta de 3.39 millones.

Gráfico del nivel de hielo en el océano Ártico | Foto: NASA

“El hielo marino del Ártico alcanza su extensión mínima cada septiembre”, dice la NASA, y también muestra un mapa animado que muestra el tamaño mínimo del hielo marino del Ártico medido cada año desde 1979, basado en observaciones satelitales. Las extensiones de 2012 y 2018 son las más bajas registradas por satélite.

“Cada año, la capa de hielo marino que cubre el océano Ártico y los mares cercanos se espesa y se expande durante el otoño y el invierno, alcanzando su máxima extensión anual. El 17 de marzo, la capa de hielo marino del Ártico alcanzó un máximo de 5,59 millones de millas cuadradas, el segundo máximo más bajo registrado”

NASA

via GIPHY

Esta visualización, creada en el Centro de Vuelo Espacial Goddard de la NASA en Greenbelt, Maryland, muestra las fluctuaciones en la extensión del hielo marino del Ártico desde marzo hasta septiembre de 2022.

El mapa se basa en los datos adquiridos por el instrumento Advanced Microwave Scanning Radiometer 2 (AMSR2) en el Japan Aerospace. Exploration Agency’s Global Change Observation Mission 1st-Water “SHIZUKU” (GCOM-W1) satélite.

¿Por qué sucede este fenómeno?

De acuerdo con Claire Parkinson, científica climática principal del Centro de Vuelo Espacial Goddard de la NASA en Greenbelt, Maryland, la desaparición del hielo en el océano Ártico está provocada por el cambio climático y, en el mismo sentido, tiene efectos nocivos en este fenómeno.

“La capa de hielo continúa en tendencia decreciente y esto está relacionado con el calentamiento continuo del Ártico (…) Es una calle de doble sentido: el calentamiento significa que se formará menos hielo y más hielo se derretirá, pero también, al haber menos hielo, se refleja menos radiación solar incidente del sol, y esto contribuye al calentamiento”, dice Parkinson.

Las altas temperaturas en zonas glaciares son alarmantes, pues de acuerdo con el diario Los Ángeles Times, los polos de la Tierra están experimentando un calor extremo simultáneo anormal en 2022, con partes de la Antártida a temperaturas de 40 grados Celsius por encima de la media y zonas del Ártico arriba de 30 grados arriba de lo normal.

Qué opinas