Leche de coco causa esclavitud de monos, denuncia PETA

La organización en defensa de los animales, PETA, denuncia nuevos casos de maltrato animal en Tailandia, particularmente en la industria que fabrica leche de coco. Foto: Getty Images | Archivo

La organización de Personas por el Trato Ético de los Animales (PETA, por sus siglas en inglés), se pronuncia en contra de la esclavitud y el maltrato de miles de monos en industrias de cultivo, recolección y venta de cocos en Tailandia.

La denuncia surge porque, según esta organización, los animales son maltratados y utilizados de manera ilegal con el propósito de bajar la fruta de los árboles.

La leche de coco se ha convertido en un producto de moda en diversas regiones del mundo. El consumo de este y sus derivados están en aumento y ahora se enfrenta a una inusitada polémica debido a las prácticas que se realizan en Tailandia con estos mamíferos.

A través de un video, la organización en defensa de los animales ha denunciado estos hechos.

¿Cómo se lograron estas imágenes?

Gracias a uso de cámaras escondidas, miembros de PETA en ese país, lograron capturar algunas imágenes en donde se pueden observar a los animales mientras permanecen encadenados, enjaulados y obligados a trepar a los árboles para bajar los cocos.   

  • La investigación fue difundida en Reino Unido.

Autoridades en Tailandia rechazan abuso en contra de los monos

Las autoridades en Tailandia han respondido a los señalamientos y aseguran que “casi no existe” el uso de monos en este sector y que las imágenes pueden estar manipuladas.

Ante la noticia y gracias a las denuncias hechas por PETA, diversas firmas de Reino Unido han anunciado que suspenderán sus compras a las empresas que puedan estar involucradas en maltrato animal, particularmente si se trata de monos.

Según PETA, tras la emisión del documental más de 15 mil tiendas ya no comprarán productos de las marcas que utilizan a estos animales para sus propósitos y la mayoría ya no comprará ningún producto elaborado con cocos recolectados con trabajo de monos en Tailandia.

PETA inició las investigaciones en 2019

En julio de 2019, activistas de PETA Asia en Tailandia visitaron cuatro lugares conocidos como “escuelas de monos”, ocho granjas y una recolectora de cocos, en la que estos animales, supuestamente capturados ilegalmente siendo bebés, eran forzados a recolectar los frutos.

Según la información difundida por PETA, los monos eran encadenados a viejos neumáticos o confinados en jaulas apenas más grandes que sus cuerpos.

Existe el testimonio de que un par de estos mamíferos se encontraban en enjaulados, en medio de la lluvia y en la parte posterior de una camioneta.

Un de ellos sacudía reiteradamente su jaula, mientras que el otro “gritaba” amarrado a una cuerda mientras trataba de huir frenéticamente.

Un investigador descubrió que a los monos que trataban de defenderse les podían llegar a extraer los dientes caninos.

Tailandia exportó el año pasado unos 396 millones de dólares en leche de coco, cerca de un 8% de los envíos fue destinado a Reino Unido, según información de la agencia de noticias Reuters.

Con información de Reuters y Agencias

TE PUEDE INTERESAR:

Tigre siberiano mata a su cuidadora

Una cuidadora del zoológico de Zúrich fue atacada y herida de muerte por un tigre este sábado, informó la dirección de ese lugar en un comunicado. Alrededor de las 13:20 hora local “el departamento de emergencias del zoológico fue informado de que una cuidadora había sido atacada por un tigre siberiano” en el recinto reservado […]

Qué opinas