Las crisis de la Venezuela de Maduro

08/01/2019 18:02 Por:
Agencias
Venezuela Internacional AFP

El próximo jueves, el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, asumirá su segundo mandato tras unos comicios desconocidos por varios países latinoamericanos, el propio Estados Unidos y la Unión Europea.

Durante el Gobierno de Nicolás Maduro, el país dejó atrás un pasado de bonanza petrolera y vive una grave crisis institucional, social, económica, de salud, migratoria y política. 

Crisis económica

Maduro asumió el poder en 2013 tras la muerte de Hugo Chávez. Si se comparan los principales indicadores económicos desde 2012 hasta lo que se espera para 2019, queda muy claro el deterioro en Venezuela: el PIB pasó de 5.6% a -5%, la inflación creció del 21% al 10,000,000% y la producción de petróleo se redujo de 2.4 millones de barriles al día a 500 mil.

Crisis migratoria

Esta crisis desató la ola migratoria más masiva de la historia reciente de América Latina. La ONU calcula que 2.3 millones de venezolanos salieron desde 2015, y estima que esa cifra subirá a 5.3 millones en 2019.

Ni agua en los hospitales

Afectados por una escasez crónica de insumos, los hospitales públicos venezolanos ven agravada su situación por los apagones y las fallas en el suministro de agua.

De 40 hospitales monitoreados entre el 10 y 16 de noviembre, 67% presentó "algún tipo de falla" eléctrica, promediando dos horas sin servicio durante la semana, expuso el director de la ONG Médicos por la Salud, Julio Castro.

Después de los apagones, el 32% reportó fallas en equipos de asistencia vital, tales como ventiladores mecánicos; además, 70% de esos establecimientos tuvo "fallas de agua" durante la semana del sondeo, que se realiza desde 2014 ante la falta de cifras oficiales.

Por falta de insumos o esperando turno quirúrgico, todos los días mueren uno o dos pacientes, aseguran médicos residentes.

Diputados maniatados

El Parlamento, único poder que controla la oposición, sostiene que cuando Maduro se juramente pasará a ser un "usurpador". 

Sin embargo, el Legislativo está amarrado. Todas sus decisiones son nulas tras ser declarado en desacato por el Tribunal Supremo de Justicia, y sus funciones fueron asumidas por la oficialista Asamblea Constituyente que rige como suprapoder.

A la impotencia por la pérdida de autoridad, los legisladores,acusados por Maduro de buscar derrocarlo e incluso asesinarlo, viven sin sueldo desde 2016.

Te puede interesar:

¡Denuncia en Uno!

¿Conoces o tienes fotos y videos de algún acto de posible negligencia, corrupción y abuso de autoridad? Mándalos al WhatsApp de Uno TV: 5562115131. ¡Compártelo! Nosotros le damos seguimiento.

¿Qué opinas?