De película, el patinaje de alto riesgo en México

07/06/2018 00:41 Por:
Rodolfo Montes
México Reportajes especiales UnoTV

Qué importa si llueve, es de madrugada o a plena luz del día, decenas de jóvenes mexicanos se juegan la vida practicando en patines el descenso de alto riesgo, ya sea en el Ajusco, el Desierto de los Leones o en distintas carreteras del país.

La velocidad es extrema y llegan a alcanzar más de 80 kilómetros por hora. Algunos de estos rollers lo hacen por diversión, otros se preparan para representar a México en competencias internacionales bajo el auspicio de la organización italiana International Inline Downhill Asociation en la que confluyen quienes practican este deporte extremo en el mundo.

Sobre el riesgo que implica para transeúntes y automovilistas, Ricardo Batiz, uno de los principales exponentes de este deporte en nuestro país, afirma que “siempre buscamos ser muy responsables y saber qué carretera elegir, que no sea tan transitada a una hora en particular y es en donde entrenamos”.

Rafael Hernández, del equipo Beyond, es otro patinador que busca representar a nuestro país en esta disciplina. En 2017 obtuvo el primer lugar en el Primer Down Hill Nacional que se realizó en el Desierto de los Leones.

Este joven mexicano de 26 años de edad, también es uno de los principales organizadores de este deporte.

“En todo el país somos más de 25 mil seguidores de Rollers en México que tiene sus orígenes hace ya siete años. Hoy en día somos varios grupos entre los que destacan: Spartan Rollers, Speed Lions, Somos Semilla, Lágrimas Negras, a Rodar Guadalajara, Vagos Rollers Ensenada, Urban Rollers de Guanajuato, entre muchos más”, refiere Rafa Hernández.

Originario y habitante de Iztapalapa, Omar Mendoza, de 19 años de edad, practica este deporte desde hace dos años y asegura que prefiere “estar en este deporte que dedicarme a la delincuencia o drogarme que suelen decir que hacemos los de Iztapalapa”

Por su parte, Enrique Anuncio, de Roller By Rollers, el patinar tiene también “la intención de dejarle algo positivo a la gente que está alrededor. Nos encargamos no solamente de patinar, sino de poder ayudar a nuestro prójimo; damos ropa, comida”.

Jonathan Mogrovejo, cofundador del primer grupo de patinadores en nuestro país, comenta que se brindan clases gratuitas todos los domingos tanto en la Estela de Luz como en la Alameda Central y en la Plaza de Tlaxcoaque.

¡Denuncia en Uno!

¿Conoces o tienes fotos y videos de algún acto de posible negligencia, corrupción y abuso de autoridad? Mándalo al WhatsApp de Uno TV: 5562115131. ¡Compártelo! Nosotros le damos seguimiento.

 

¿Qué opinas?