VideosVirales No te lo pierdas Buscar

"La luna de miel duró 3 semanas": madre de víctima de feminicidio

25/11/2015 19:22
Christian Rea Tizcareño Ciudad de México Investigaciones Especiales Uno TV

¿Realmente hay “amores que matan” como dicen las canciones adoloridas y las revistas del corazón?

“¡No!”, contesta contundente Irinea Buendía, madre de Mariana Lima, a quien la luna de miel sólo le duró tres semanas, cuando su esposo, Julio César Hernández Ballinas, le dio una golpiza simplemente porque “no le gustó el desayuno”.

Lima, pasante de la licenciatura en derecho, sufrió vejaciones físicas y sexuales con el judicial mexiquense que la enamoró, hasta que el 29 de junio de 2010, amaneció muerta en el hogar conyugal, bajo un supuesto “suicidio” que nunca creyó Irinea, quien documentó 56 irregularidades ante 20 ministerios públicos, tres procuradores y los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), que cinco años después del fallecimiento, exigieron reabrir el expediente.

A siete meses de la histórica sentencia, la muerte de Mariana sigue impune por la falta de debidas diligencias y perspectiva de género en las pesquisas, alerta María de la Luz Estrada, coordinadora del Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio, que en 2014 documentó más de 900 asesinatos violentos de mujeres ¡tan sólo en 11 estados del país!, mientras que los datos institucionales dicen que:

  • Sin contar a México porque no hay información oficial, la Comisión Económica para América Latina y el Caribe registra mil 678 feminicidios en 17 países.
  • Se calcula que durante 2013 y 2014, fueron asesinadas siete mujeres diariamente en México (Instituto Nacional de Estadística y Geografía).

Irinea revisa el álbum familiar, recuerda la primera pancarta de batalla (que ya dejó descansar “tantito”) y saca la nueva, con la imagen de su hija y la leyenda: “Yo no me suicidé. ¡TÚ ME MATASTE. JUSTICIA para Mariana”, pues si bien la SCJN sentó un precedente al fallar a su favor, aún está libre el presunto asesino.

“Mi lucha es hasta donde encuentre yo justicia o hasta donde definitivamente nos digan: pues es que no podemos hacer nada”. Irinea Buendía.

¿Crees que se haga justicia?