¿Mucho calor? Ve 5 cenotes en donde te puedes refrescar

Mérida, Yucatán: ve cinco cenotes que puedes visitar
El turismo aprovecha la temporada de calor para nadar en un cenote y refrescarse. Foto: Cuartoscuro / Archivo

Con las temperaturas por arriba de los 38 grados centígrados, en Yucatán no hay mejor manera que quitarse el calor sumergiéndote a alguno de los más de 2 mil cenotes que existen en la localidad.

En Mérida, hay cenotes muy cercanos que no puedes dejar de lado, como el de Xlacah, en Dzibilchaltún, un cenote a cielo abierto en el que podrás disfrutar también de la zona arqueológica, en donde se vive uno de los más grades fenómenos arqueoastronómicos durante la primavera y otoño.

Algunos son abiertos. Foto: Kattia Espinosa
  • A pocos minutos de Mérida, Yucatán, se encuentra una importante ruta de anillos de cenotes. En la comunidad de Abalá, puedes disfrutar de Kankirixche, un cenote semiabierto de aguas cristalinas.

O el de Yaal Utzil, de tipo abierto de caída libre, que cuenta con escalera de 12 metros de longitud para acceder al espejo de agua. El color azul del agua y el calor hacen la combinación perfecta.

  • Turistas aseguran que visitar estos atractivos naturales es algo indescriptible por su belleza

“Es algo tan natural, tan bonito, que nada más se tiene aquí en Yucatán, que es muy rico, muy refrescante, para el calor que uno recibe, es indescriptible”, dijo Juan Carlos Cuevas.

  • En la misma ruta se encuentra el cenote de San Ignacio, en Chocholá, a unos 20 minutos de la capital yucateca. Se pueden apreciar las formaciones de estalactitas que rodean a toda la bóveda.

“Son un ecosistema muy importante, de hecho, es de los más importantes del mundo. Yucatán posee una de las reservas de agua más relevantes no solamente de México, incluso del planeta, y están conformados por los cenotes. El agua de los cenotes es, a diferencia de lo que muchos piensan, de alguna u otra manera de ríos subterráneos; viven peces (de especies) endémicas, es decir, únicas en el planeta y también de plantas”, aseguró Sergio Grosjean, espeleobuceo y director de Expedición Grosjean

Por último y no menos importante, el Noh Mozon en Tecoh, a media hora de Mérida; un cenote de tipo abierto con nueve metros de caída libre.

  • Es uno de los principales cenotes usados para actividades de buceo. Maravillas de Yucatán que, en verano, se convierten en las mejores albercas naturales para refrescarnos.
Sus aguas son cristalinas. Foto: Kattia Espinosa

Qué opinas